1. Rosita

Rosita mi gata de azules ojos y cara blanca

Rosita mi gata de patas grises y cola larga

Rosita mi gata salió una mañana soleada

A oler las flores del vecino, saltando la enrejada

Rosita no sabía que esa soleada mañana

Un ángel de blancas alas en al enrejada la esperaba

Para llevarla consigo al jardín de las gatas blancas

Donde para oler hermosas flores, no necesitaba saltar la enrejada

Con profunda tristeza recito este poema

Sin  olvidar el amor de mi hermosa gata

Que ahora salta de rama en rama

Deleitando las flores que tanto amaba.

Julieta Franco Cubillos, Grado 2°, Centro Educativo Paulo Freire

3. Trenes Muertos

¡Dichosa  la luna!

la cual la iluminaba,

la fría noche

y sus hombros temblaban.

Empañados sueños eran,

pero sus sentimientos eran primavera

más de una noche en vela

esperando un tren que jamás llega,

la sangre sus mejillas impregnaban,

porque cuando fue uno solo era un punto,

porque cuando fueron dos su corazón empalago,

porque cuando fueron tres puso su mundo al revés

y por último el cuarto la hacía sentir viva

pero ¿Por qué hablaba de vida? ,

si era de lo que su amante estaba faltante,

colina y colinas sin colonizar en su pecho iba a guardar,

esto no es más que una historia de la amante viva

muriéndose en vida

y su amado en madera pudriéndose bajo tierra.

Natalia María Patiño, Grado 7°, Centro Educativo Paulo Freire

4. Poema

Tengo hambre, tengo hambre

Que hasta me comería un alambre

Mi hambre es tan fuerte pero tan fuerte

Que al verte,  solo al verte!!!

Que  quiero comerte.

Quiero mucho pollo

O también tortilla en rollo

Quiero también helado

Pero solo si estuviera a mi lado

Me lo comería congelado.

Ojala tu viera un banquete

Pero solo tengo un chupete

Que ni si quiera tiene chupo

Si comiera algo no diría no me cupo.

Me dicen que coma calambre

Pero que con esta hambre

Que todo lo que yo daría

Por un plato de comida.

Alejandro Enrique Rodriguez Arrázola, Grado 7°, Centro Educativo Paulo Freire

5. Santa Marta es la Más Bella

Santa Marta es la mas bella,

De las ciudades  la mas vieja.

No es la mas moderna,

Y sé que esta seca.

Pero la  belleza no esta en ella,

Sino en los ojos de quien la vea.

El problema de Santa marta,

Es su poblacion que la maltrata.

Y los hermanos mayores de la montana,

No les gusta como la tratan,

Cuidemos a Santa Marta,

Para que las generaciones que vengan,

Esten orgullosos de la cuidad que tengan,

De Colombia –Magdalena,

Que esta cubierta por las arenas,

La vieja cuidad de Santa Marta ,

Que siempre estara en mi alma.

Andrea Lucía Vermeire Tamer, Grado 9°, Centro Educativo Paulo Freire

6. El Amor y Yo

Yo soy feliz con el amor,
y el amor es feliz con yo,
la pasamos muy bien cuando estamos los dos
y me da alegría el solo escuchar su voz;

cuando está cerca me da valor
para enfrentar el día de hoy;
el escribe una canción,
me da una flor
y un bombón
para así mostrarme todo su amor.

Pero cuando me voy
triste se pone el amor;
y como el odio está lleno de dolor
viene a entristecer su dulce corazón;

diciéndole que ya no estoy
para así romper su alma en dos,
no lo logra ¡Gracias a Dios!,
pero la tristeza sigue en su interior.

Más cuando vuelvo
ni la escondida del sol
podrá calmarlo por cuanto me extrañó.

Me cuenta lo que paso
y a defenderlo salgo yo,
como buena amiga que soy,
y con su ayuda el odio cambia para mejor.

Julieth Dayanna Salamanca Aguilar, Grado 9°, Centro Educativo Paulo Freire

7. La sombra de Una Persona Irreal

Muy bien, quieres que hablemos

Pero hablar que,

Que te diga lo que algún día sentí

Lo que algún día soñé,

Pues no te lo diré

Te preguntaras porque,

Por qué esa respuesta no la conozco,

Y me miras con indiferencia

Es que ya no entiendes

Entender que te preguntaras,

Entender que mi sufrimiento sigue latiendo

Entender que el dolor es mi vida,

Entender que ya no tengo esperanzas.

Ya que has hablado con migo

Cuando mi cuerpo no se encuentra,

Y mi alma está condenada

Por tus tristezas sembradas.

Por qué en estos momentos me buscas

Cuando ya he muerto,

Por qué ahora hablas con mi conciencia

La de una persona que lloraba en silencio,

Que nunca mostro dolor

Aunque este fuera el más fuerte,

El que se clavara en mi corazón

Y se quedaba clavado,

Sin la esperanza de arrancarlo.

Que soñaba sin parar

Y viendo que soñaba,

Con cosas irreales

Como la felicidad.

Sofía Valentina Méndez Murcia, Grado 11°, Centro Educativo Paulo Freire

8. Un Hombre

Un hombre con su corazón lleno de amor

bajo del cielo nublado

y con las hojas del árbol caídas

vino a traerte poemas

con la esperanza de que algún día

tu corazón palpite por mi

sé que no tengo  oportunidad en este mundo

pero esperare por ti más allá de la muerte

porque siempre vas a estar en mi corazón

agarrado por un hilo que no se deja cortar

ya  que esta enlazado mas allá de los latidos

convertidos en sentimientos que no creo poder arrancar.

Sara Juliana Rojas Sutachan, Grado 8°, Centro Educativo Paulo Freire

9. Indescriptible

Aquella corta palabra

de tan gran significado,

que incluso inspiró a Dios

 enviar su hijo amado.

Que describe lo perfecto

del sentir de una madre

de que da todo por su hijo,

y lo cual es admirable.

Lo sientes cada momento

en los pétalos que abren,

en la sonrisa de un niño,

en el cantar de las aves.

Esta ahí aunque no lo veas,

es tan cierto como el aire,

que por donde quiera llega

deja una huella imborrable.

Que sentimiento más bello

es el que alegra mi vida,

me motiva y es eterno,

es el que alegra mis días.

Y podría gastar mil libros

 escribiendo sobre él,

y aun así no bastaría

pues inagotable es.

Y es que este cortó poema

me sale del corazón,

quería contarles un poco

lo que se sobre EL AMOR.

Sahian Stephany Monroy Hurtado, Grado 6°, Centro Educativo Paulo Freire

 

10. En Silencio

Cuando pienso cosas

Lo hago en silencio

Para que tú no sepas cuanto te quiero

Al despertar en la mañana

Escucho tu voz

Me hace falta tu risa me hace falta una flor

Al pensar en tu risa

Recuerdo todas las cosas bonitas

Y me siento deprimida

Porque tienes que desaparecer de mi vida de mi vida.

Al pensar en ti

Pienso en todas las cosas que no te di

En el cariño que me tenías

Y las cosas que me escribías.

Todo esto lo hago en silencio

Para que no me critiquen por lo que soy ni por lo que siento

Te tengo que decir adiós

Con la poesía que escribí

Hoy aunque tú tengas razón

Siempre vivirás en mi corazón.

Hoy tú coges tu camino y yo cojo el mío

quien sabe si el destino nos ponga en un mismo camino.

Laura Vanesa Cañon Cuy, Grado 8°, Centro Educativo Paulo Freire

11. Amor que Lucha

Todos los días me levanto con alegría,

porque sé que Dios me va a dar un nuevo día

esta es la historia que cambio mi corazón,

gracias a Cristo que a mi vida le dio una razón.

24 de Diciembre le dijeron a mi abuelo,

prepárese señor que en 3 días está muerto,

Él tenía cáncer de lupus en todo el cuerpo,

y con miedo y con angustia, fue a decirle a su familia

que tenía que viajar para que le hagan cirugía.

Todos en su mente tenían la misma voz

de risas a carcajadas que se reían de mi abuelo

que iba al cielo. Pero al fondo había otra voz,

que decía: todavía hay tiempo,

clamando y orando, harán que en la cirugía

le ganaran a esas risas.

cuando mi abuelo ya se iba, todos estaban llorando,

Y él solo nos decía: que era la voluntad de Dios, que Él lo llamaba hoy,

pero mi abuela le decía: COBARDE, GALLINA,

tú que vas para el cielo y de allá te echarían.

tú no has cumplido tu misión Dios me dio revelación, de que ibas a ser pastor del pueblo de Dios.

Cuando mi abuelo iba entrando a la cirugía,

todos estaban orando,

y los médicos dijeron

que las maquinas no estaban funcionando.

A las mejores clínicas a él lo llevaron,

pero los médicos confundidos, estaban perdidos,

porque en mi familia todos estaban unidos.

Los médicos le dijeron a mi abuelo, usted está sano y salvo

por Cristo que lo ha sanado. No sabemos lo que está pasando

porque usted tiene el cuerpo de un chico de 15 años.

Todo esto gracias al creer, que mi familia tenía fe,

ahora mi abuelo está vivo,

y eso es lo mejor que me ha pasado en el camino.

y esa voz que nos decía que si se podía,

es cristo que es el camino y la vida.

No pierdas tu mirada porque aquel te ha sanado,

tienes otras oportunidades, lo sé, Cristo me las ha dado,

y está es la historia que me lleno de mucho amor, gracias a Cristo quien es mi SEÑOR.

Nicole Gonzáles Cortázar, Grado 5°, Centro Educativo Paulo Freire

12. La Flor es Bella

La flor pequeña fue

más hermosa ahora es.

Sus petalos de corazón

resplandecen hacia el sol.

Tambien hay flores pequeñitas

que al nacer son chiquititas.

Flores gigantes de color

naranja y amarillo como el sol.

En el día todas resplandecen

y me alegran cada vez que aparecen.

Su olor es como la brisa

que en las mañanas rosan mi cara.

Maria Alejandra Mantilla Gómez, Grado 4°, Centro Educativo Paulo Freire

14. Agua, Manatial de Vida

En  lo alto de la montaña, fresca y pura  se ve nacer,

con el sonido de las hojas y revolotear de mariposas,

inicia su largo camino, en un paisaje de plantas hermosas

y refrescando todo a su paso,  irradia  vida por doquier.

Corriendo entre las rocas, canta alegre cada amanecer,

en un suave murmullo, recorre la cordillera

y baja por la ladera, siempre alegre y muy ligera,

susurrando suaves notas, hasta el atardecer.

Las libélulas la abrazan  y el sol la quiere absorber,

un arcoíris refleja, destellando en mil colores,

saltando y jugueteando, por un sendero de flores

por cascadas y sabanas, siempre libre quiere ser.

Mientras los animales se acercan a beber,

las plantas en sus orillas crecen hermosas,

con el canto de las  aves y las ranas en las rocas,

en sus aguas los peses nadan con gran placer.

Los humanos la necesitamos y la malgastamos sin saber,

que si no ahorramos el agua, dentro de poco sufriremos sed,

nuestra responsabilidad es, las fuentes de agua cuidar,

para que nuevas generaciones la puedan disfrutar,

 y así los manantiales nunca en la vida, vayan a desaparecer.

Jennifer Paola Arciniegas Arciniegas, Grado 9°, Centro Educativo Paulo Freire

15. En Una Noche de Soledad

En una noche de soledad,

en medio de la oscuridad

me encuentro apreciando la belleza de la humanidad.

Los arboles bailan y el viento resopla,

Mientras mi mente callada de todo se asombra;

en un cálido momento de mi profundo pensar,

me asechan las sombras,

tremenda soledad.

El libro en mi mano comienzo a leer,

Para aquel nerviosismo dejar caer.

La soledad empieza a causar dolor

y el tiempo no pasa a mí alrededor.

Quisiera correr, pero me encuentro atrapado

en aquel mundo que yo mismo he creado.

Quiero salir de mi cuerpo y echarme a volar

por aquel paisaje tan particular.

Las letras del libro empiezan a brotar como flores que al sol quieren alabar.

Mi corazón exaltado, comienza a brincar,

hasta que al fin logra escapar.

Esta es la historia de un escritor leyendo el libro que un día

escribió, el libro que relata su viejo amor;

el amor que se ha ido y no volverá .Se oculta en una noche de vasta oscuridad.

Esta es la fiel historia de un escritor que murió leyendo el libro de un amor.

Emilyn Buitrago Moreno, Grado 8°, Centro Educativo Paulo Freire

16. El Karma del Poder

De sus bocas solo se deslizan con gran facilidad las palabras más inmundas, humillantes, manipuladoras, llenas de odio y degradantes que se pueden escupir en contra de alguien más.

¡¡Pobres ilusos antipáticos!!  Viven engañados  en su narcicismo; Con sus tantas máscaras de hipocresía.

Tratando de negar  con la frivolidad su naturaleza humana.

Escondiéndose en sus resabios; su vida es solo un espejismo.

Cascarones vacíos, esa es su verdadera realidad.

Tan solo son títeres del juego putrefacto del poder.

Creen tener el control, mientras en realidad son controlados por su propia soberbia, que no les permite ver más allá.

 Tantos inútiles estigmas y calificaciones sociales

Solo permiten que continúe el círculo vicioso de estas pobres almas perdidas.

Es una imprudencia garrafal discriminar a los demás

¿Quiénes son para matar las esperanzas y anhelos de otro ser con tal frialdad?

¿A caso no viven ellos del trabajo  ajeno?

No se sabe cuándo tendrán que estar en el lugar de los demás.

De vez en cuando se verá la triste realidad

Las  caras fúnebres de un corazón vacío

Y los suspiros acompañando su conciencia en cada paso que dan.

Laura Marcela Cárdenas Gálvis, Grado 8°, Centro Educativo Paulo Freire

18. Transmutación

Cuando el caracol muere,

su cuerpo

que es su pequeña patria de bondades

su hogar de siempre regreso

se desvanece con él,

desaparece y queda la concha vacía

como único testigo de sus vivencias

sus penas

y sus dolencias,

compacta tristeza

que lo expresa diferente

un gran símbolo de vida ausente,

un emblema de lo invisible

de todo aquello que alguna vez

habitó en sus sueños.

Adriana Marcela Gutierrez Castilla, Grado 9°, Centro Educativo Paulo Freire

19. Al Agua

Corriendo por mares ríos y lagunas, mostrando un tono azul brillante, deslumbrante.

Ante nuestros ojos su belleza cae en gotas de lluvia que mojan todo a nuestro alrededor y de la tierra fluye un hermoso olor.

El agua en el rocío de la mañana como rastro hermoso en las plantas que crea una bella fusión para la visión.

La bebemos, corre luego por la sangre roja y brillante de nuestro cuerpo fragante que va por allí caminante; se desliza el agua por los surcos, las montañas y los árboles permitiendo el verde de la vida.

 ¡Vida!

Gerónimo López Franco, Grado 3°, Centro Educativo Paulo Freire